Ultimo momento

Revelacion: Gobierno Dominicano compro por US$2.8 millones software para espiar a sus propios ciudadanos

Vigilancia ilegal en países políticamente inestables



Creciente es el interés en el espionaje digital por parte de los gobiernos de América Latina. Esta es
una de las conclusiones de “Hacking Team: malware de espionaje en América Latina”, un nuevo informe realizado por Derechos Digitales y que revela que la gran mayoría de los países de la región estuvieron involucrados con Hacking Team, la cuestionada empresa italiana creadora de Remote Control System (RCS), un software espía que se vende a organizaciones gubernamentales alrededor del mundo.

Nadie sabía lo que era Hacking Team hasta que una filtración los puso en el mapa . 400GB de informacion filtrada incluían facturas, correos y la base de datos de los clientes de la empresa italiana. Su negocio es producir software espía, sus clientes son gobiernos de todo el planeta.  Un informe de la ONG chilena Derechos Digitales ha expuesto su vinculación con la mitad de los gobiernos de América Latina.

Este es el comercial que le presentaron al gobierno:


Galileo y DaVinci son algunos de los nombres comerciales con que se conoce a Remote Control System (RCS), programa de monitoreo de comunicaciones creado con un objetivo legítimo: combatir la delincuencia. La traducción literal de RCS, “Sistema de Control Remoto”, revela el funcionamiento del programa: una vez que los dispositivos son inoculados, pueden ser controlados a distancia. Lo que distingue a RCS con el resto de formas de vigilancia tradicionales como las escuchas telefónicas– es que no solo tiene acceso a conversaciones y comunicaciones, sino que puede capturar todo tipo de información, imágenes y datos que se encuentren en las computadoras o celulares afectados, sin que sea necesario que los mismos viajen por Internet.  Es decir, no interviene comunicaciones únicamente, tiene acceso a datos estáticos en los dispositivos.

Clientes de Hacking Team en América Latina 
Brasil, Chile ,Colombia, Ecuador, Honduras, México, Panamá. 

Otros países que negociaron con Hacking Team
Argentina, Guatemala, Paraguay, Uruguay, Venezuela, República Dominicana. 


Tecnologia

Para entender cómo funciona Remote Control System revisamos los manuales de uso de la empresa, publicados por The Intercept en octubre de 2014. En ellos, Hacking Team detalla instrucciones minuciosas para los técnicos, administradores y analistas sobre cómo inocular un dispositivo y echar a andar los mecanismos de espionaje. 

¿En qué dispositivos funciona? A través de alguno de los métodos que se señalan a continuación, el software de espionaje puede implementarse en cualquier computadora con OS X (en equipos Apple), Microsoft Windows o GNU/Linux. También en cualquier teléfono móvil inteligente o tableta con
sistema operativo Android, BlackBerry, iOS (iPhone), Symbian o Windows Mobile.

Legal

Si bien la interceptación de comunicaciones bajo orden judicial está regulada en todos los países, con mayores o menores salvaguardas, esta no es suficiente pues el software de Hacking Team es mucho más invasivo que una mera interceptación: abarca el acceso a documentos, webcam, disco duro, teclado y geolocalización de los equipos afectados. Como esto no es parte de la legislación, dudosamente es parte del orden judicial, por lo que el derecho al debido proceso también se ve vulnerado.

Cabe resaltar que en casi todos los países analizados existen sanciones penales contra quien invada o intervenga los sistemas informáticos o las comunicaciones privadas de una persona fuera de la legalidad de una investigación. Sin embargo, sólo Panamá ha abierto procesos al respecto.

El problema del espionaje indebido va mucho más allá de Hacking Team, implica a un mercado global que abusa la tecnología de vigilancia en manos de gobiernos alrededor del mundo. En este sentido debe existir mayor transparencia en el uso y adquisición de estas herramienta, una discusión abierta sobre los estándares que deben regir esta tecnología y además sanciones penales en los casos que lo ameriten.



No hay comentarios.